Producto Ibérico, ¿de una pieza o loncheado?

Pubicado el : 17/07/2017 12:00:59

¿Vosotros cómo preferís comprar vuestro producto ibérico? ¿De una pieza o loncheado y envasado al vacío? Hay diferencias entre una forma y otra. Por ejemplo, adquirir jamón, paleta o embutido ibérico sellado al vacío alarga su vida útil por lo cual se puede conservar durante mucho más tiempo.

Envasar al vacío significa eliminar el oxígeno del envase, lo que limita que se desarrollen microorganismos que pueden llegar a descomponer el producto, evita que el mismo se oxide, con lo cual nos libramos de que la grasa se ponga rancia y por otra parte, nos olvidamos del proceso de putrefacción que afecta a otros alimentos que no hayan sido envasados al vacío.

Se conserva el color, la textura y el sabor de manera muy parecida al producto que se vende fresco, con el añadido de que el envasado hace que el alimento sea más seguro para su consumo.

Pero no confundamos el sellado al vacío con las bandejas del supermercado donde nos pueden servir nuestra compra. Estas bandejas protegen del exterior pero permiten la entrada de aire en su interior, con lo cual la conservación ya no será la misma y los microorganismos encargados de la putrefacción no tardarán en hacer acto de presencia. Por descontado, ambos tipos de envasado, al vacío y la bandeja, necesitan conservación en frío.

Antes no era lo habitual sellar al vacío, pero se ven cada vez con más frecuencia este tipo de envases en grandes superficies, supermercados o tiendas especializadas del sector ibérico. La razón viene derivada del hecho de que el jamón cada vez es más conocido fuera de nuestras fronteras y se vende mucho más en el exterior, por lo que el producto tiene que ir envasado en las condiciones adecuadas con el objetivo de que no pierda sus cualidades organolépticas y para que sus condiciones sean las óptimas cuando llegue a manos del consumidor final.

Ventajas de envasar de esta manera:

-       el producto puede conservarse durante más de tres meses sin que sus propiedades se vean mermadas

-       sólo tendrás que abrir el envase y servir

-       podrás llevarlo a dónde quieras: una comida en el campo, una cena con amigos, una comida familiar….

Sea como fuere, lo importante es que el producto llegue en condiciones óptimas a la mesa del consumidor y esto, tanto si es de una pieza como envasado al vacío, es posible. Sólo tenemos que degustar y disfrutar, así que.. manos al jamón! 

Compartir este contenido